ojos
Excelencia

¿Todavía te brillan los ojos?

A menudo veo a personas que han perdido el brillo en los ojos, que no sienten el más mínimo entusiasmo al ejecutar su trabajo, que están inmersos en una inercia pasmosa y que no les aporta ni un ápice de felicidad. No importa si ganan mucho dinero porque de nada sirve tener mucho dinero si estamos realizando tareas que no nos apasionan, que no hacen que nos brillen los ojos.

Lamentablamente, a muchas personas les dejaron de brillar los ojos cuando tenían 20 años y, por alguna razón, dejaron de hacer aquello que realmente les apasionaba para dedicarse a hacer cosas que sólo les aportaban dinero. En muchos casos, dejar de hacer lo que nos apasiona nos lleva a vivir como zombies y hasta podemos perder el entusiasmo por la vida.

Hacer lo que verdaderamente nos apasiona no tiene que ser algo que no nos ayude a ganar dinero; ¿qué tal si eso que tanto nos apasiona se convierte en una importante fuente de ingresos? ¿Sabemos cuántas personas están dispuestas a pagar por eso que hacemos de una forma tan especial?

¡Deja de ser un zombie y revisa qué es lo que realmente te apasiona hacer!

¡Vuelve a descubrir qué es lo hace que te brillen los ojos!


Tomado del blog Aprendizaciones.

Deja una respuesta