¿El marketing se trata de una guerra?

Transcribimos tres párrafos del libro «El Tao Te King en la empresa» y que habla sobre cómo el enfoque de asociar el mundo empresarial con las estrategias de guerra es un error:

Se ha escrito mucho acerca del mundo de la empresa como guerra. Se ha presentado a las gentes de empresa El arte de la guerra de Sun Tzu y los tratados de Clausewitz como guías para el mundo de los negocios.

Pero el mundo empresarial no es la guerra. En él no hay nada que se asemeje a la guerra. Aspirar a una cuota de mercado mayor a costa del mercado de la competencia no es una guerra. Ofrecer precios mejores que los de la competencia no es una guerra. Y si una empresa gana cuota de mercado a otra, no es como si la hubiera vencido en el campo de batalla.

Se ha popularizado la costumbre de motivar a los trabajadores hablándoles de «tirar a matar a la competencia», «hacer la guerra sin cuartel», e incluso de «rematar a los heridos». Todas estas imágenes bélicas persiguen un único fin: expresar hostilidad. Pero con una actitud de hostilidad hacia otras empresas se derrocha mucha energía. No es útil para el sector ni es sana para su gente. Con frecuencia, usted tendrá que tratar durante mucho tiempo con unas mismas personas dentro del sector, de modo que no tiene sentido tacharlos de demonios cuando están en la competencia. Sea cual fuere el sector en que trabaja usted, su actitud deberá ser de velar por el mismo. Si el sector no está sano, la empresa de usted tampoco lo estará.

El Tao Te King en la empresa. James A. Autry & Stephen Mitchell. (Editorial EDAF. 2010. ISBN: 978-84-414-2165-3)

Algunas preguntas para reflexión:

  • ¿Cuántos actores del sector están en conflicto permanente?
  • ¿Cuáles son los actores del sector que siempre buscan entrar en conflicto con el resto?
  • ¿Qué tan sano está el sector donde se desenvuelven?
  • ¿Es necesario el conflicto?
  • ¿Quiénes se están beneficiando del conflicto?

Recomendamos leer el siguiente post:

Deja un comentario