30 ideas que un líder debería aprovechar para crear engagement en su equipo

¿Qué significa “engagement”?

El engagement o vinculación con el trabajo en equipos (en inglés, team work engagement) se define como un estado psicológico positivo compartido, de plenitud y relacionado con el trabajo. Se expresa a través de comportamientos que son fácilmente observables en los integrantes y las integrantes de los equipos de trabajo: (1) se sienten con fuerzas para afrontar la jornada, son activos y energéticos (esto es, vigorosos), (2) experimentan apego personal hacia aquello que hacen, muestran entusiasmo y perciben sentido y propósito al llevarlo a cabo (esto es, dedicados), y (3) perciben que afrontan un reto a la altura de sus habilidades por lo que el tiempo pasa rápido y placenteramente cuando están inmersos en sus tareas.

Para conseguir el ansiado engagement de nuestros empleados debemos contar con personas acordes a los valores de nuestra organización y centrarnos en determinados rasgos fundamentales. Estas son algunas de las características y comportamientos idóneos para que, sea cual sea tu cultura organizacional, tu equipo funcione genial en cualquier situación.

Algunas ideas que nos parecen interesantes:

  • Realiza encuestas entre tus colaboradores.
  • Organiza eventos para tus colaboradores.
  • Comparte contenido de interés.
  • Flexibilidad de horarios.
  • Celebren el fracaso y aprendan juntos.
  • Practica y difunde los valores de la organización.
  • Ofrece asesoría.
  • Haz valer el buen equilibrio entre el trabajo y la vida personal de tus colaboradores.
  • Fomenta el networking.
  • Fomenta la diversión.

Referencias:

http://www.want.uji.es/equipos-de-trabajo-engaged-el-motor-de-la-empresa-saludable/

https://www.hrider.net/cms/blog/3451/1/engagement-rasgos-de-empleados-comprometidos.html

Cultura y compromiso en las organizaciones

Una sencilla infografía que explica cómo desarrollar la cultura y el compromiso en las organizaciones.

Un par de conceptos que vale la pena revisar:

  • Cultura organizacional: Es el conjunto de actitudes, experiencias, creencias y valores que cada uno de los recursos humanos imprime en la empresa (Wikipedia).
  • Compromiso organizacional: es el grado en que un empleado se identifica con una organización en particular y las metas de ésta, y desea mantener su relación con ella. Por tanto, involucramiento en el trabajo significa identificarse y comprometerse con un trabajo específico, en tanto que el compromiso organizacional es la identificación del individuo con la organización que lo emplea (Wikipedia).

Preguntas para reflexión:

  • ¿Tus colaboradores están en el centro de la estrategia de recursos humanos?
  • ¿Comunican y escuchan a lo largo y ancho de la organización?
  • ¿Tienen un modelo de liderazgo transversal?
  • ¿Todos tienen claridad sobre su propósito dentro de la organización?
  • ¿Valoran la flexibilidad dentro de la organización?
  • ¿Tienen un conjunto de valores compartidos?

 

El “iceberg” de la cultura organizacional

Encontramos esta interesante imagen:

La parte visible de la cultura organizacional está compuesta por:

  • Visión
  • Estrategia
  • Valores compartidos
  • Objetivos
  • Políticas
  • Procedimientos

La parte de la cultura organizacional que no es visible está compuesta por:

  • Estructuras
  • Creencias
  • Supuestos compartidos
  • Percepciones
  • Tradiciones
  • Normas
  • Valores
  • Reglas no escritas
  • Historias
  • Sentimientos

Una recomendación: analizar y evaluar nuestra organización desde cada una de estas perspectivas y generar conversaciones con nuestros colaboradores sobre nuestros hallazgos.